Proclama Del XX Encuentro Nacional de CEB MX. Raíces, Memorias e Esperanza.

Aprovechemos este tiempo de esperanza para resignificar la comunidad desde la base, e impulsar un cambio profundo en nuestra iglesia y en nuestro país.

Si conocemos nuestras raíces no debemos tener Miedo, hay una historia que nos respalda y el espíritu, Que nos conduce.

En el marco del 50 aniversario de la asamblea plenaria de los obispos de américa latina. Reunidos en Medellín , queremos anunciar que, nos reunimos en la diócesis de san Cristóbal de las casas para celebrar los 50 años de caminar de las comunidades eclesiales de base (CEB): hermanos y hermanas de 45 diócesis que estamos articulados . Así como una representación de la CEB de Guatemala, El salvador y honduras. Nos convocó la alegría de conocer nuestras raíces, recoger nuestra memoria para resinificar nuestro caminar de cara a los desafíos de hoy.

Estamos en un momento coyuntural clave de nuestro país, ya que en el pasado proceso electoral el pueblo decidió cambiar la dirección llevada por los últimos sexenios, que provocaron :la concentración de la economía en pocas manos, las reformas estructurales , el clima de violencias y corrupción . que pone en evidencia las política intervencionista de estados unidos en américa latina como está sucediendo en diversos países . Con los llamados golpes de blandos de estado. Sin duda este momento representa un gran desafío. A los ciudadanos que decidimos un cambio.

Como comunidades eclesiales de base por tanto nos proponemos.
• Renovar nuestras comunidades, acompañar e incluir a los niños, adolescentes y jóvenes.
• Impulsar una participación ciudadana activa en este momento de cambio socio-político profundo de nuestro país.
• Promover una formación continua, integral, social, política, testimonial, y compartida que nos permita responder a las realidades de hoy.
• Profundizar en nuestra memoria histórica como fuente de vida y de esperanza.
• Recuperar el protagonismo de los laicos , como sujetos del caminar de nuestra iglesia y sociedad.
• Retomar y resignificar nuestro método VER, PENSAR, ACTUAR, EVALUAR Y CELEBRAR.
• Dar testimonio de verdadera iglesia en salida con nuevos ministerios y servicios

Desde nuestra identidad como CEB hacer una opción radical por el cuidado de la casa común.
• Ser comunidades creativas, ministeriales, proféticas solidarias.
• Formar nuevas comunidades. que sustenten la iglesia de los pobres.
• A partir de análisis de nuestras realidades, comprometernos y buscar alternativas.
Queremos responder al llamado urgente de los desafíos que nos interpelan.
1. Ser una iglesia en salida con presencia y compromiso cristiano en los conflictos y contextos de violencias siendo constructores de proyectos de paz que nos lleven a reconstruir el tejido social.
2. Fortalecer la conciencia crítica, el profetismo , la participación ciudadana proactiva y el acompañamiento de las múltiples expresiones de indignación en México.
3. Vincularnos solidarizarnos con los pueblos originarios en sus luchas y resistencias en las defensas del territorio.
4. Reconocer y respaldar el aporte de las mujeres en todo tipo de espacios y niveles.
5. Impulsar el protagonismo y participación de niños, adolescentes y jóvenes.

Nos anima la palabra profética del papa francisco. Que nos invita a ser una iglesia en salida,
Una iglesia pueblo de dios que vive su fe atreves del compartir la vida con la comunidad que se organiza, que comparte el pan y que lucha por paz con justicia y dignidad.

Aprovechemos este tiempo de esperanza para resignificar la comunidad desde la base, e impulsar un cambio profundo en nuestra iglesia y en nuestro país.

Hacemos nuestra palabra de E. Hoornaert: “A lo largo de los años creció en mi la convicción que solo un protagonismo laical es capaz de dar nueva vida a la iglesia católica

27 de julio de 2018, San Cristóbal de las Casas, Chiapas. México.

Deixe uma resposta

O seu endereço de e-mail não será publicado. Campos obrigatórios são marcados com *